Seleccionar página

ABC.ES. 23-2-2020.

«En este sistema el Estado no puede tolerar que los bancos quiebren». Miguel Ángel Fernández Ordóñez (Madrid, 1945) lleva el sambenito de haber sido el gobernador del Banco de España al que se le desmoronaron las cajas de ahorros y bajo cuyo mandato (2006-2012) Bankia salió a Bolsa y se derrumbó, lo que precipitó el rescate del sistema financiero nacional. Ahora publica su tercer libro, «Adiós a los bancos» (Taurus), en el que atribuye las crisis bancarias y su contagio a la economía a la alquimia del dinero: la banca guarda una porción ridícula –en Europa el 1 %– de los depósitos de sus clientes; el resto lo transforma en crédito, y ante el riesgo de que no pueda devolver esos ahorros, los Estados la protegen y, en último término, acuden siempre a su rescate. La descripción que hace de ese sistema parece la de un supervisor defraudado. «He vivido la crisis y soy muy consciente de los daños que hacen las crisis bancarias. En este país se ha llevado por delante a una generación de jóvenes y a miles de empresas. El daño que hacen las crisis bancarias es brutal», dice en una entrevista con ABC este enarca español. El artículo sigue en el enlace:

 

Leer noticia completa